EL FUNCIONAMIENTO DEL DESCALCIFICADOR

El procedimiento de eliminación de la dureza calcárea del agua mediante un descalcificador es totalmente automático. El agua bruta pasa por una capa de pequeñas bolas de resina intercambiadoras de iones que atraen la cal y la capturan.

Al salir del aparato, el agua es totalmente blanda. Este procedimiento es reversible, ya que después de haber tratado la cantidad de agua convenida, las bolas de resina se regeneran con agua salada.

Esta operación separa la cal que se ha acumulado y que se puede recoger en el desagüe. Esta fase viene seguida por un aclarado de las resinas, antes de empezar un nuevo ciclo de descalcificación.